¡No dejes que el colesterol malo te gane la partida!
3.7 (73.33%) 3 votes

Hoy día existe una grandísima preocupación por el problema del exceso de colesterol. En el momento en que los valores del colesterol total sobrepasan un determinado nivel, y la proporción entre el HDL y el LDL refleja un nivel más alto del colesterol malo, pueden surgir graves problemas de tipo cardiovascular.

A través de estudios recientes, se ha podido corroborar que una actividad física aeróbica tiene la capacidad de aumentar el colesterol bueno en la sangre y disminuir entre un 30% y un 50%, en comparación con las personas que tienen una forma de vida sedentaria, las probabilidades de sufrir enfermedades del corazón.

Ejercicio aeróbico y colesterol, ¿qué relación guardan?

infografía colesterol

La actividad física aeróbica cuenta con gran cantidad de beneficios tanto físicos (por ejemplo contra la obesidad), como psicológicos, en este caso, contra la ansiedad por ejemplo. Además es vital en la lucha contra el colesterol, debiendo complementarse con menús para bajar el colesterol.

Este tipo de actividad física no solo sirve para combatir el colesterol malo, sino que también es fundamental en la lucha contra la obesidad, para reducir los riesgos de la osteoporosis severa y para incrementar las defensas inmunes.

¿Cómo es este tipo de actividad física?

Se trata de un ejercicio de baja intensidad, que no debe conllevar ningún esfuerzo grande ni exceso de dificultad a la hora de respirar. Esta actividad puede hacerse caminando a paso ligero, con ciclismo o natación a baja intensidad por ejemplo, aunque basta con subir las escaleras a pie.

Pues bien, para conseguir todos los beneficios antes mencionados, la actividad aeróbica debe realizarse al menos cinco veces a la semana, durante unos treinta o cuarenta minutos. Algo que por cierto resulta bastante sencillo, ya que basta con ir a pie o subir las escaleras y sin usar el ascensor.

¿Realmente sirve el ejercicio para disminuir el colesterol malo?

Ciertas investigaciones han señalado que el ejercicio podría mejorar los niveles de colesterol total y malo. No obstante, los datos recopilados en este sentido a lo largo de los últimos años, resultan contradictorios. Por esta razón, los beneficios del ejercicio sobre el colesterol posiblemente vayan en función de su capacidad para incrementar el colesterol bueno.

Los beneficios psicológicos de la actividad física

Según un estudio realizado por una prestigiosa psicóloga clínica de Estados Unidos, la actividad física promueve una tendencia más relajada, menos ansiosa y menos depresiva. Existen sobre todo ocho razones principales, por las que la actividad física resulta beneficiosa también en el plano psicológico: reduce el estrés y la tendencia al insomnio; constituye una ayuda natural contra la depresión , ya que estimula la producción de serotonina y dopamina; combate la ansiedad ; mejora el estado de ánimo y la capacidad para permanecer en compañía; levanta la autoestima; y además, previene las formas de deterioro cognitivo en los ancianos, dado que aumenta el flujo de sangre y oxígeno.

En conclusión, con todos estos datos por delante, no cabe duda de los beneficios que supone el ejercicio aeróbico por sí solo para la salud. Si bien queda por constatar su influencia a la hora de disminuir el colesterol malo, lo cierto es que las ventajas que sí se han podido comprobar, recomiendan considerablemente su práctica.

Summary
¡No dejes que el colesterol malo te gane la partida!
Article Name
¡No dejes que el colesterol malo te gane la partida!
Description
Reduce tu colesterol gracias a los consejos que en este artículo os brindamos
Author
Ejercicios en casa

Publicado por Juanma

Amante del deporte de fuerza y del entrenamiento funcional en general