La dieta de la alcachofa
Rate this post

El artículo de hoy, os traemos la dieta de la alcachofa, explicando en qué consiste y cuáles son sus fundamentos. Posteriormente, daré cuál es mi opinión personal sobre esta dieta y bajo qué condiciones deberíais realizarla.

Se puso de moda hace unos años la dieta de la alcachofa, pregonando a los cuatro vientos  lo efectiva que era y lo rápido que podíamos bajar de peso con ella. De repente, mucha gente se puso en marcha a seguir sus preceptos y con tal de conseguir quitarse unos kilos de más para las vacaciones.

La verdad, es que con la dieta de la alcachofa vamos a poder perder peso, pero lo que no está tan claro es que si seremos capaces de conseguir evitar el efecto rebote posterior. La dieta de la alcachofa es una dieta agresiva, dieta de choque, que es muy extrema, que consigue lograr resultados a base de recortar calorías.

dieta de la alcachofa

¿En qué consiste la dieta de la alcachofa?

La alcachofa, como os comentamos en el artículo de las propiedades de la alcachofa, es un excelente alimento bajo en calorías y con un alto contenido en antioxidantes y vitaminas de distintos tipos. Es conocida, como un efectivo depurador de grasas y toxinas de nuestro cuerpo.

La dieta de la alcachofa consisten en articular un modelo alimenticio, entorno a este genial alimento. Durante una única semana, no deberemos exceder este período de tiempo, se garantiza que podremos perder hasta 4 kilos.

Se pueden incluir estos alimentos, además de las alcachofas:

Se exige, además, consumir dos litros de agua al día, con el fin de estimular la depuración de mayor número de toxinas y estar constantemente hidratados.

Ejemplo de dieta de la alcachofa

Desayuno

  • 250 ml de leche desnatada
  • Taza de té verde
  • 1 rebanada de pan integral
  • 1 rebana de jamón serrano

Almuerzo

  • Yogur desnatado

Comida

Merienda

  • Vaso de leche desnatada
  • 2 cápsulas de alcachofa

Cena

  • 3 alcachofas a la plancha
  • 50 g de queso fresco
  • 1 rebanada de pan integral

Conclusiones sobre la dieta de la alcachofa

Siempre, antes de comenzar con la dieta de la alcachofa, deberéis tomar las precauciones necesarias antes de realizarla, es decir, deberéis consultarlo con vuestro médico o nutricionista para que os de el visto bueno.

Asumiendo que nos de el visto bueno, esta dieta guarda muchos elementos comunes con otras dietas de choque o etapas agresiva en otros famosos modelos, como la dieta Dukan o la dieta pronokal.

Claro que los resultados que nos garantiza se pueden lograr, pues el déficit de calorías que habrá será el necesario para que podamos perder peso, además de que esto se apoya con alimentos que nos ayudan a eliminar líquidos que el cuerpo retiene, como lo es el té verde y la alcachofa.

¿Qué problema viene a raíz de realizar la dieta de la alcachofa?Que al ser tan agresiva, una vez que acabemos de realizarla,es muy fácil volver a recuperar lo perdido al poco tiempo, pues el cuerpo demandará recuperar aquellos nutrientes necesarios de los que se le ha privado durante una semana.

La dieta de la alcachofa no tiene un período de adaptación para volver a la normalidad como otros modelos famosos, por lo que si lo hacemos, tenemos que intentar ir subiendo gradualmente la carga y cantidad de calorías que vamos consumiendo. Volver a la normalidad de golpe, supone que con casi toda la seguridad, volvamos a recuperar los kilos perdidos

A continuación, os dejamos un interesante vídeo sobre la dieta de la alcachofa:

Os dejamos unos artículos que os pueden interesar:

Summary
Article Name
La dieta de la alcachofa
Author
EjerciciosEnCasa

Publicado por Juanma

Amante del deporte de fuerza y del entrenamiento funcional en general