¿Realmente es posible perder peso en poco tiempo? Creo que muchos de vosotros sois conscientes de que la pregunta en sí es imprecisa, ya que tanto la variable de peso como la variable tiempo son relativas en función del sujeto.

No obstante, por norma general, la gente suele tener en mente perder peso en poco tiempo cuando a través de determinadas estrategias nutricionales y deportivas, somos capaces de perder de 5-10 kg en un mes.

La respuesta es que si podemos perder peso en poco tiempo es clara y rotunda, sí; pero otra cosa es que sea aconsejable adelgazar esa cantidad de peso en tan poco tiempo. Pero como siempre, depende.

Evidentemente, una persona que mida 1,70 cm y pese 150 kg, es fácil que pueda perder esa cantidad de peso en el espacio de un mes, ya que cuando más rápido se adelgaza es en las primeras semanas de dieta. Además, el peso perdido guarda relación con la masa total, es decir, que si tenemos mucha grasa excedente, el porcentaje de la misma en ser eliminada también es mayor.

Por tanto, es normal y lógico que este tipo personas con tales características pierdan esta cantidad de peso o incluso más. No obstante, para la mayoría de personas, esto es un atentado contra nuestra salud.

Sigue siendo posible poder adelgazar esa cantidad, claro que sí, no obstante para una persona que pese 80 kg y mida 1,80 cm, perder tanto peso en tan poco tiempo es una locura. Para tal cosa, es necesario seguir una dieta muy restrictiva en cuanto a calorías y complementarlo con ejercicio físico.

Perder peso en poco tiempo

Esto, a parte de provocar desajustes hormonales importantes, afecta muy negativamente a la masa magra corporal de cada individuo, ya que cuando seguimos este tipo  de regímenes, perdemos una gran cantidad de músculo en el proceso. Incluso si seguimos una dieta proteica, si no ingerimos las suficientes calorías y no existe un equilibrio nutricional adecuado, calcinaremos músculo a una velocidad endiablada.

Por otro lado, la leptina, que es una hormona que se encarga de enviar al cerebro la información relativa al estado de nuestro almacenamiento calórico, se dispara cuando ingerimos pocos carbohidratos, aumentando al poco tiempo, nuestra ansiedad.

Esto, provocará que cuando llevemos cierto tiempo ingiriendo pocas calorías, nuestro cuerpo se vuelva realmente loco, provocando que comamos vorazmente, siendo fácil recuperar el peso perdido, habiendo perdido músculo y ganado grasa y estrías en el proceso.

Por tanto, aunque se pueda perder peso en poco tiempo, las cosas hay que hacerlas con inteligencia. Un cambio más gradual y planificado, a la larga es mucho mejor, ya que nos garantiza que podemos estabilizar nuestro peso de forma definitivamente, enseñando a nuestro cuerpo a seguir una alimentación adecuada y acostumbrarlo a hacer deporte.

Por tanto, antes de empezar con una dieta milagro que os prometa perder peso en poco tiempo de forma espectacular, sed un poco inteligentes, y analizad detenidamente si os merece realmente la pena.

Publicado por Juanma

Amante del deporte de fuerza y del entrenamiento funcional en general