Suele haber controversia respecto si es mejor entrenar los músculos por separado o en bloques. Es decir, si es mejor seguir rutinas estilo “entrenamiento del lunes: bíceps y pecho” o entrenar el cuerpo entero o la parte de arriba, o la de abajo al completo. Lo cierto es, que ambas metodologías de entrenamiento tienen cabida en el mundo del ejercicio físico, y nos ayudan de una manera diferente a desarrollar los músculos.

músculos

En la actualidad, podemos decir que está más de moda entrenar los músculos de forma independiente (o combinando dos de ellos), que entrenar el cuerpo entero por bloques grandes. Realmente, esto está de moda en el mundo del fitness enfocado a la obtención de tamaño muscular o entrenamiento de hipertrofia. En cualquier gimnasio comercial, sabemos que es “normal” que alguien el lunes haga espalda y tríceps o pierna y gemelo, pues se piensa que es un dogma entrenar de esta manera y que es el único modelo válido.

El sistema Weider se ha impuesto como universalmente válido en muchos centros deportivos, pero no el método en el sentido completo, sino partes del mismo. La verdad, que es un sistema de entrenamiento efectivo si se sigue bien, pero no tiene que ser el mejor. De hecho, hay a personas que se le adapta mejor otros modelos diferentes de hacer ejercicio. O como es más efectivo, ir combinándolos y rotándolos, alternando etapas de hipertrofia centrada en músculos independientes, y etapas de fuerza en la que nos centramos en trabajar el cuerpo en global o en partes más grandes.

En el caso de que queramos obtener fuerza, es más efectivo, sin lugar a duda, trabajar enfocado a determinados movimientos (press de banca, sentadillas, peso muerto o press militar). Sea como fuere, cada enfoque es válido para según qué tipo de entrenamiento, es conocer cómo responde nuestro cuerpo a determinados estímulos e ir explorando diferentes posibilidades.

Publicado por Juanma

Amante del deporte de fuerza y del entrenamiento funcional en general