La insulina, ha cobrado una gran relevancia en los últimos años, especialmente en el mundo del fitness y culturismo. Es importante, que antes de empezar, tengamos claro que la insulina es una hormona procedente del páncreas que se encarga de que las células tengan la glucosa necesaria para la síntesis de tejidos.

La importancia de la insulina

Para empezar, la insulina es la hormona más anabólica del cuerpo humano, lo que viene a significar que es la que se encarga de fabricar grandes estructuras moleculares a través de moléculas más pequeñas. La insulina, a grandes rasgos, se encarga de recoger el azúcar que hay en la sangre, para llevarla a los tejidos con el fin de hacerlos crecer.

Cuando nos alimentamos, lo que se produce es que se incrementa la glucosa que hay en la sangre. Los niveles de esta hormona se reducen a medida que desciende el nivel de glucosa hasta alcanzar los valores mínimos, cuando llevamos varias horas sin comer.

Cuestiones relevantes sobre los picos de insulina

picos-de-insulina

Es crucial que sepamos que es la insulina la que se encarga de evitar el catabolismo, o fase contraria al anabolismo. En otras palabras, evita la quema de tejidos musculares para que éstos sean usados como energía.

Cuando se produce un pico de insulina fisiológico, el cuerpo no necesita catabolizar ya que no se necesita degradar tejidos para obtener energía, y además se estimula la síntesis de la proteína, o construcción de músculo. Además de promover la síntesis proteica, se estimula la síntesis de grasas, a partir de los carbohidratos que el cuerpo ha ingerido y que no necesita.

Por este tipo de razones, gestionar con inteligencia los picos de insulina nos ayudará increíblemente a rendir.

En fase de desarrollo muscular, debemos conocer la importancia de la insulina y sus picos. Uno de los momentos en que es importante producir un pico es justo después de entrenar. La razón que subyace es que tras un entrenamiento potente, los niveles de glucógeno muscular se encuentran bajo mínimos, por lo que necesitamos nutrir rápidamente al músculo de energía.

La dextrosa, con un IG cercano a 100, es el carbohidrato con éste índice más alto, siendo un aliado increíble  lo que lo hace muy indicado para culturistas o personas que quieren reponer su glucógeno muy rápidamente.

Sin embargo, esta teoría tiene críticos que consideran que producir un pico de insulina justo después de entrenar no es beneficioso, ya que se produce un descenso de la producción de hormona del crecimiento, pero no voy a profundizar más en este aspecto porque me salgo del hilo argumental. Aunque sí era importante matizarlo para haceros ver que existen diferentes metodologías.

El otro momento que es crítico, es el desayuno. Producir un pico de insulina es por la mañana en ayunas, cortando rápidamente el catabolismo producido por el largo periodo sin comer que sufrimos durante la noche, que se produce por mucho que tomemos caseína.

Problemas derivados de la insulina

fruta-e-insulina

Provocar una gran cantidad de picos de insulina, es bastante negativo para nuestro organismo ya que puede afectar negativamente a nuestro organismo. Por norma general, no se recomiendan más de 2 o 3 picos diarios inducidos de manera no natural.

Una producción excesiva de insulina produce la inmunidad de la misma  y por lo tanto la hiperglucemia, ante la imposibilidad de la insulina de reducir este nivel de glucosa. El riesgo de padecer diabetes, es elevado si entramos en una dinámica de estar consumiendo cada vez más azúcar para que nuestro cuerpo reaccione.

Además, destacaré otro importante punto, y es que también inhibe la lipolisis por lo que promueve la acumulación de grasa, así que reducir el consumo de glucosa cuando queremos adelgazar es positivo.

Publicado por Juanma

Amante del deporte de fuerza y del entrenamiento funcional en general