Si queremos hacer ejercicio, es una idea errónea pensar que el gimnasio es la única manera correcta de conseguirlo. El hecho es que podamos construir gimnasio en casa seguro y efectivo que podamos aprovechar para hacer varios tipos de entrenamiento.

Hacer ejercicio en casa tiene una cantidad innumerables de beneficios. A veces trabajar en un gimnasio puede suponer ser una gran distracción. Hablamos con mucha gente, hay ruido por todos los lados y el camino que tenemos que hacer para ir y volver. Cuando se entrena en casa lo hacemos sin ningún tipo de distracciones. Sólo nos tenemos que asegurar de contestar estas preguntas antes de empezar la construcción y ahorrarnos una gran cantidad de dinero de mes a mes en un gimnasio.

¿Cuánto espacio necesitamos para montar un gimnasio en casa?

El espacio es el principal factor determinante para hacer un gimnasio en casa. Lo ideal sería tener un garaje, sótano o habitación de invitados que podríamos utilizar como sala de entrenamiento perfecto. ¿Quieres espacio suficiente para adaptar material que sea imprescindible? Como mínimo, debería ser el suficiente como para que pudiéramos encajar una barra olímpica.

También deberemos de tener en cuenta el suelo. Si vivimos en un edificio con vecinos, puede que no sea aconsejable en dichos suelos realizar peso muerto, dado a que el chocar de la barra con el suelo suena una barbaridad y no creo que ni el suelo esté adaptado, ni que nuestros vecinos soporten este ruido por mucho tiempo. Pero, hay variantes que podemos hacer con mancuernas si esto no fuera posible que pueden suplir a algunos movimientos impracticables en determinados contextos.

Deberemos asegurarnos de que la habitación tiene una ventilación adecuada para mantenerla fresca en verano y cálida en el invierno. Un ejemplo de un mal espacio sería un vestíbulo o pasillo de cualquier tipo cuya ventilación sea realmente complicada.

¿Cuánto necesito gastarme para montar un gimnasio en casa?

Depende mucho de nuestro presupuesto, pero no es necesario realizar una gran inversión, al menos desde el principio. Además, en caso de querer equiparlo convenientemente, la inversión grane se realiza únicamente en el primer momento, pero si calculamos que es una inversión que nos saldrá rentable en el tiempo, contemplaremos que nos es rentable comparado con un centro de pago mensual.

gimnasio en casa

Si nos marcamos un presupuesto, podemos planificar inteligentemente en qué queremos invertir dinero. En primer lugar, determinaremos qué equipo se necesita y deseamos utilizar. Aquí, os dejo tipos de material que son imprescindibles para entrenar:

  • Mancuernas
  • Esterilla

Pero, adicionalmente, hay otro tipo de complementos que podemos comprar que no son caros, que nos ayudan a enriquecer nuestras rutinas de entrenamiento y no son tan caras como parecen. En cada nombre (salvo en las barras), vienen vinculadas las páginas donde podréis adquirir el material a bajo coste:

Pero, deberemos hacer los cálculos necesarios para tener en cuenta que deberemos poder alojar lo que queramos comprar. Os recomiendo, que hagáis inversiones graduales, gastando poco a poco viendo qué material os va haciendo falta a medida que vayáis aprendiendo y detectando vuestras necesidades.

¿Qué rutinas debo de seguir una vez organice un gimnasio en casa?

No necesitamos una gran cantidad de variedades de programas, pues a lo largo de un año no vamos a tener que estar cambiando de rutina semana a semana. Podemos seguir diferentes métodos de entrenamiento, basados en los que aquí os damos:

Además de las rutinas recogidas en nuestra red, os recomendamos la que nuestro compañero de Fitness Revolucionario recopila en su completo libro:

Entrenamiento revolucionario

Publicado por Juanma

Amante del deporte de fuerza y del entrenamiento funcional en general